El CPDH denuncia y manifiesta su preocupación sobre los hostigamientos de los que ha sido víctima la dirigenta sindical CARMENZA  URZOLA y su familia, quien pertenece al Sindicato Departamental de Agricultores de Sucre – SINDAGRICULTORES – Filial a FENSUAGRO.

 

 

HECHOS

 

El 17 de Octubre de 2014, en el municipio de Sincelejo, aproximadamente a la 1:40 pm, llegó a la residencia de la dirigente un hombre desconocido y sospechoso,

de tez oscura, vestido con jean, camisa blanca y cachucha, preguntando por la Señora Carmenza. Su hija, quien se encontraba sola en el lugar, respondió que allí no vivía nadie con ese nombre al percatar que dicho sujeto iba armado. El hombre al ver que ella no estaba se abandonó el lugar.

 

Tal como se manifestó en comunicado anterior, el 1 de octubre en el barrio La María, de la ciudad de Sincelejo, Sucre, fue distribuido un panfleto en el que el grupo paramilitar “Rastrojos” amenazan de muerte a varias personas incluyendo a la dirigente Carmen Urzola. En dicho panfleto ésta es declarada objetivo militar y, de manera directa, es  amenazada de muerte por colaborar con Iván Cepeda, Claudia López y Piedad Córdoba. Finalmente, se le da un plazo perentorio de 72 horas para salir del departamento de Sucre, afirmando: “No más bandidos y terroristas en la región caribe.”

 

Es importante resaltar que la dirigente sindical, en el último mes, ha venido siendo víctimas de diferentes amenazas por parte del grupo Paramilitar los Rastrojos: comando Caribe y, que a razón de ello, tuvo que desplazarse a otra ciudad.  

 

 

EXIGIMOS

 

En estos momentos solicitamos y exigimos al Gobierno Nacional se garantice  la protección de los derechos humanos y fundamentales de la Dirigente CARMENZA URZOLA, quien ha sido objeto de amenazas por parte del grupo armado denominados los Rastrojos, Comando Costa Caribe y de amenazas y señalamientos que, evidentemente, colocan en riesgo su vida e integridad física y a sí mismo, la de su familia en general.

 

 

 

 

 


Vamos por la paz