El CPDH Caldas se une al comunicado del PCC, exige respeto a la libertad de opinión y garantías para el ejercicio de la oposición politica.

RECHAZAMOS LA DETENCION ARBITRARIA DEL  COMPAÑERO ERNESTO ANTONIO TAPASCO,  EN EL MUNICIPIO DE RÍOSUCIO.

 Manizales, marzo 19 de 2013.

Como es conocido de la opinión pública, en el municipio de Riosucio, el día sábado 16 de marzo  hacía las 11:30 a.m. fue detenido el compañero Ernesto Antonio Tapasco, mientras atendía la distribución del semanario VOZ - “La Verdad del Pueblo” y el pronunciamiento de la senadora Gloria Inés Ramírez, por el fallecimiento del presidente de Venezuela comandante Hugo Rafael Chávez Frías. Luego fue trasladado al comando de policía de dicho municipio, reseñado, e incautados los ejemplares del periódico y el  comunicado.

Una vez percatados de este insólito hecho, miembros del resguardo Cañamomo-Lomaprieta como el mismo alcalde de Riosucio doctor Abel David Jaramillo, realizaron las diligencias necesarias para alcanzar la libertad del compañero  y la devolución de los ejemplares del periódico y del comunicado.

Reconocemos en la persona del compañero Ernesto Antonio Tapasco, a un dirigente serio y responsable comprometido en la defensa de los intereses de la comunidad indígena,  y que goza además de inmenso aprecio no solo en la comunidad indígena de Cañamomo sino en el municipio de Riosucio, y es desde hace 3 años el responsable de la distribución del semanario VOZ, en dicha localidad.

Igualmente, queremos informar a la comunidad nuestro rechazo no solo por la detención del compañero, sino la incautación del periódico de VOZ, pues es un semanario que a lo largo de sus 52 años de existencia, siempre ha gozado de plena y autentica legalidad para su distribución a nivel nacional, como medio de difusión alternativo.

Desde la dirección del partido comunista en Caldas, denunciamos y repudiamos este hecho, que no es un hecho aislado, pues es conocido por la comunidad en general del departamento como el movimiento indígena ha sido objeto de señalamientos y persecuciones en particular el resguardo de Cañamomo-Lomaprieta.

Hechos de esta naturaleza, desdicen de la real voluntad de paz y de apertura de de los espacios democráticos que reclamamos la mayoría de los colombianos, máxime cuando el gobierno adelanta un proceso de diálogo para la solución del conflicto armado.

Finalmente, le hacemos  llegar al compañero Ernesto Antonio Tapasco, nuestras expresiones de solidaridad, a la vez que le solicitamos a las autoridades judiciales y de Policía en Riosucio como en el departamento de Caldas, el esclarecimiento de los hechos.

 

 

 

Darío Eccehomo Díaz

Secretario.

Partido Comunista colombiano

Zonal Caldas

 

 

 

 

 

 

 


Vamos por la paz